Tapete temoayenses se abre paso a lo monumental.

Oficio en peligro de desaparecer.

Tapete temoayenses se abre paso a lo monumental.
Recientemente artesanas en la fabricación de tapetes de Temoaya, realizaron el tapete más grande en la historia, con una dimensión de 4.70 m por 12.0 m, mismo que fue una petición de un cliente de Baja California, creación que les llevo más de un año, dentro de una pandemia.
Sin embargo, después de haber logrado con gran satisfacción, tanto para el cliente como para el grupo de mujeres, los retos continúan y es por ello, que hoy trabajan en un proyecto más, no en un tapete gigante, pero, sí se suman, sería tres veces más grande que el récord ya obtenido.
El trabajo a desarrollar consta de una serie de 8 tapetes de una dimensión de 4×8 metros, cada uno respectivamente, en los que por cada pieza trabajan diariamente dos mujeres especialistas del oficio, mismos que tendrán como destino final la ciudad de Mazatlán, al norte de nuestro país.
Uniendo los tapetes en una sola pieza darían alrededor de 34 metros de ancho por 68 metros de largo, sin duda, este sí, sería un reto enorme para hacerlo de una sola pieza.
Es imprescindible, comentar que desafortunadamente del número estimado de 1200 mujeres que dieron vida a la época dorada del tapete de Temoaya en los años 80’s y que dio prestigio en todo el mundo, hoy el número de mujeres dedicadas a la fabricación de tapete, se ha reducido drásticamente, hasta menos de 100  artesanas, que luchan por sobrevivir en el oficio y  además lo alternan con otros trabajos.

Los comentarios están cerrados.

error: Contenido protegido!!